La Magia de Taxco y su Plata

Si tienes pensado regalar aretes, anillos, collares o cualquier accesorio de calidad, podrás recorrer el pueblo de Taxco, donde encontrarás la plata más pura usada en joyería. Allí también se encuentra una de las minas más viejas, registrando 500 años de antigüedad. De esta región nace uno de los más reconocidos joyeros mexicanos, Daniel Espinosa. Para él y para los demás productores, el pueblo continúa siendo fructuoso en cuanto a la joyería y demás producción de plata. Te contamos más sobre los orígenes de la minería, la plata y todo lo demás que ha aportado al posicionamiento de México en cuestión de joyería. 


Orígenes

Las culturas prehispánicas tenían la costumbre de adornarse con objetos bellos, brillosos y exclusivos. Los ornamentos de plata, oro y piedras preciosas, las portaban altos mandos de los Aztecas, Mayas y Mixtecas. La joyería en ese entonces era una forma de distinguirse individualmente, indicando el género, la edad, el estado civil o también la pertenencia a cierta comunidad. Casi no ha cambiado el propósito de la joyería, adornar, pero sí ha tomado un giro más hacia lo exclusivo, lo único, lo inalcanzable. Se puede interpretar que hoy en día, la joyería es un artefacto que ayuda a distinguir entre clases, una representación de estatus y dinero. 


La corona española, empeñada en aumentar su riqueza, priorizando la obtención de oro y plata por medio de la minería. Esta tradición de extracción de metales preciosos comienza 14 años posterior a la conquista. Se descubrieron yacimientos de plata en las regiones de Taxco, Zumpango, Nayarit, Jalisco, Colima, Aguascalientes, Zacatecas, San Luis Potosí y Durango. Esto sucedió dentro de los siglos XVI y XVII, pero previo a métodos de extracción, los conquistadores acostumbraban a saquear reservas indígenas. 


Distinción 

Además de la producción de plata, México se destaca por incorporar diseños únicos a la joyería. La filigrana, técnica utilizada por los Mixtecas, sirvió para darle un parecer singular a la orfebrería mexicana. Sus hilos finos de oro y plata recrean símbolos representativos de las culturas indígenas dentro de la joyería del país. A la estética general de anillos, aretes, collares y pulseras, se incorporan tallados religiosos como el de la figura de la Virgen de Guadalupe. Visualiza a Frida Kalho, recordarás su entre ceja, pero colores vivaces que la ornan con mexicanidad. Su rimbombante atuendo se complementa con el uso de aretes bullosos y característicos por sus colores vivos (verde, naranja, azul).  Por otro lado, los anillos mexicanos suelen ser hechos a base de plata, bañados en oro, con diseños de tipo ojo, de flores, con triángulos o unos que permiten presumir el aspecto extravagante de las piedras. Son los insectos, serpientes y calaveras quienes le dan particularidad a los estilos de collares mexicanos. Usualmente se elaboran con plata y oro e incluyen rubíes, amatistas y cuarzos.  


Producción

Desde la conquista de México, se encontró que el territorio pre disponía de grandes reservas de plata. La minería se expandió alcanzando nuevos territorios encontrando gran impulso a la extracción en los años treinta del siglo XIX. Así fue como México, adoptando esta ocupación, logró posicionarse hoy como el mayor exportador de plata en el mundo. 

 

Referencias 

Bescós, B. (26 de mayo, 2017). ¿Cómo nace una joya mexicana? Forbes México. https://www.forbes.com.mx/forbes-life/nace-una-joya-mexicana-taxco/

Clausell Arroyo, M. A. (s.f.). Historia de la Plata Mexicana. AAPAUNAM Academia, Ciencia y Cultura. https://www.medigraphic.com/pdfs/aapaunam/pa-2010/pa101f.pdf

Crespo, S. (s.f.). JOYERÍA MEXICANA: HISTORIA Y ACTUALIDAD. Jewelzine. https://jewelzine.com/joyeria-mexicana-historia-y-actualidad/

Vela, E. (s.f.). JOYERÍA PREHISPÁNICA. Arqueología Mexicana. https://arqueologiamexicana.mx/mexico-antiguo/joyeria-prehispanica



Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados